Coleccionable Ultimate 44. Ultimate Spiderman 20: Caballeros

Portada del Coleccionable Ultimate 44

Portada del Coleccionable Ultimate 44

Creo que, a estas alturas, es complicado incidir en lo buena que es esta serie sin resultar repetitivo. Tras esta lectura, soy capaz de atisbar un poco el motivo de por qué Bendis consigue aquí lo que no ha conseguido en otras series: historias del género superheroico. Quizá la clave resida en el aspecto callejero del protagonista, algo que se potencia en la trama que abarca, prácticamente, toda esta entrega.

Varios justicieros pretenden dar carpetazo a Kingpin, en el más amplio significado de la palabra, reuniendo un grupo liderado por Daredevil. Este concepto, como muchos otros a lo largo de la colección y en este mismo tomo, no es más que un homenaje que reunía a más o menos los mismos personajes en una serie homóloga patrocinada por Joe Quesada. En este caldo de cultivo perfecto para el estilo de Bendis, tenemos una trama llena de intrigas, traiciones y una vuelta de tuerca entre la intensa relación entre Spiderman y el rey del crimen de Nueva York. Aquí podemos ver multitud de guiños al Universo Marvel tradicional, pero sobre todo elementos con los que Bendis se siente cómodo. Quizá el mejor ejemplo de todos sea la versión definitiva de Ronin, toda una sorpresa, pero cabría destacar la complicada situación psicológica del Caballero Luna, que recuerda mucho al trabajo posterior del autor con el personaje de la Tierra 616. Incluso veremos aparecer por estas páginas una nueva versión de Jessica Jones. A esto habría que sumarle su particular homenaje a Born Again y su compenetración con Daredevil. En definitiva, un ambiente en el que el autor se siente cómodo y que es normal que tenga como resultado esta historia con una calidad en consonancia a lo visto hasta el momento.

No obstante, a pesar de las complicaciones habituales, Bendis no se olvida de la parte humana de Peter, avanzando en su problema sentimental, a través de un triángulo amoroso de los que tanto gustaba Stan Lee. Eso sí, en estos tiempos, estas cuestiones se solucionan de forma más directa. De este modo, volvemos a esa fantástica relación que tan bien a retratado el autor y que ha ganado mi corazón.

Portada Ultimate Spider-Man #111

Portada Ultimate Spider-Man #111

Por último, tenemos un número doblemente especial. Primero porque tenemos un claro homenaje a una de las historias más conocidas de la etapa de JMS. Bendis vuelve a conseguir que los sentimientos afloren a flor de piel mientras ahonda en la esencia del binomio Peter Parker/Spiderman. Difícilmente podemos ver al autor profundizar tanto en un personaje. tanto es así, que por un momento uno puede llegar a pensar que este Spiderman es exactamente igual al de la Tierra 616, sobre todo en esencia. Cuesta creer que este sea el mismo autor que utilizo al personaje como un fondo decorativo y un reclamo en las portadas de Los Nuevos Vengadores. Ver para creer.

El segundo aspecto especial de este número es la llegada de Immonen. Bagley ha evolucionado y ha roto todo los pronósticos en esta serie, pero llega el momento de abandonar el barco. En esta historia hay un relevo artístico que aumenta si cabe el momento de emotividad propio de la historia. Sé que voy a echar mucho de menos a Bagley, pero la primera impresión de Immonen es buena, pese a que es un dibujante que no me gusta especialmente. Aunque hay que dejar bien claro que técnicamente es mucho mejor que Bagley, pero con los artesanos también se encariñan los fans…
Con el próximo tomo, comenzarán los cambios, pero de momento a mí me tiene totalmente enganchado y ta hemos superado el centenar de números. ¡Qué no pare la fiesta arácnida!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.