Universo Comic-Books! – 100 Comic Books

El título lo dice todo: ¡Hoy celebramos el “centenario” de nuestra sección! Echamos a andar en Julio de 2012 y aquí seguimos, con las mismas ganas de contar historias que el primer día. Para celebrarlo como corresponde, estamos ultimando una serie de artículos especiales donde aparcaremos la habitual dinámica cronológica de los últimos tiempos, dando cancha a contenidos más variados. Pero eso será a partir del próximo mes. Antes procede asestarle una última estocada a ese 1984 marveliano que tanto esfuerzo ha costado poder torear…

A destacar que la producción Marvel de aquel año cosechó un total de seis premios CBG. Estos galardones patrocinados por la revista The Comic´s Buyers Guide se concedían en base a las votaciones populares de sus lectores, de ahí su utilidad para ayudar a calibrar las preferencias del fandom de la época.

Imagino que no sorprenderá a nadie que Chris Claremont y John Byrne fueran encumbrados como mejor guionista y dibujante de 1984, respectivamente, mientras Uncanny X-Men lograba el reconocimiento al comic book más destacado del año. Por su parte, Jim Shooter se coronaba como mejor editor, al tiempo que una novela gráfica escrita por él, Dazzler The Movie, se imponía contra todo pronóstico en el apartado de álbumes. Obsérvese que en los anuncios se potenciaba la “conexión mutante” de Alison Blaire, un reclamo publicitario muy eficaz que contribuiría al éxito de la obra.

Finalmente, la disputada categoría que distinguía al mejor personaje vería cómo Lobezno ganaba la partida a Spiderman por un estrecho margen de votos. En aquellos tiempos, el mutante de las garras de adamántium venía a ser una suerte de talismán capaz de espolear las ventas de cualquier título donde hiciera acto de presencia en calidad de “estrella invitada”. ¡Por más que todavía no contara con cabecera propia, no cabe duda de que La Casa de las Ideas sabía ingeniárselas para sacarle el máximo partido!

En paralelo, la revista oficial Marvel Age contraprogramaba con los Marvel Oscars, premios de nuevo cuño donde repetirían protagonismo Chris Claremont y John Byrne. Una vez contabilizados los votos del respetable, la categoría correspondiente al mejor guionista registró un empate entre ambos, llevándose Byrne con holgura el galardón al dibujante más sobresaliente del año. El resto de premios quedarían como sigue: Terry Austin (entintador), Lobezno (personaje principal), Billy Rayos Beta (personaje secundario), X-Men (grupo), Doctor Muerte (villano) y Uncanny X-Men # 175 USA “El regreso de Fénix” (historia). Los Oscars marvelianos no tuvieron continuidad, así que esta solitaria edición quedó como una pequeña rareza que nos apetecía compartir con todos vosotros.

Un poco de tapadillo, Marvel aprovecharía las navidades de 1984 para subir el precio de sus principales títulos, que pasaron a costar 65 centavos. Aun con eso, seguían siendo más baratos que los de DC, que habían alcanzado la cota de los 75 centavos desde hacía más de un año. Shooter se ufanaba de mantener los precios a raya, valorando que ello proporcionaba a la editorial una ventaja estratégica sobre su más directa competidora. El director marveliano montó en cólera cuando llegó a su conocimiento que en un comic DC se había anticipado que Marvel también pensaba subir el precio a 75 centavos para el conjunto de sus publicaciones.

Shooter rechazó que dicho incremento fuera a producirse a corto plazo y escribió a su colega Dick Giordano para exigirle una rectificación y unas disculpas públicas. Dicha carta aparecería reproducida asimismo en un número de Marvel Age. El hecho cierto es que los únicos comics marvelianos que se vendieron a 75 centavos en diciembre de 1984 fueron las series limitadas… y Groo the Wanderer.

Sergio Aragonés había creado a su bárbaro errante tomando como inspiración las historias de bárbaros y el personaje de Tarzán. El nombre de Groo lo escogió porque pensaba que no tenía significado en ningún idioma. Desde un principio, los tebeos empezaron a introducir términos en español, principalmente para localizaciones. Sin ir más lejos, ya en el primer número de Epic nos encontrábamos con dos ciudades denominadas Ojal y Botón. Y más tronchante aún era el episodio donde Groo visitaba los pueblos de Ajo y Cebolla, ¡o aquel otro donde conocía al Sultán de Galleta! Del mismo modo, se convirtió en tradición colar un “mensaje oculto” en cada número. Lo normal es que el texto en cuestión se limitara a señalar exactamente eso, que se había un mensaje oculto. Podía aparecer en cualquier parte: la portada, el recuadro con los créditos, la sección de correo…

Por ejemplo, en este caso concreto  se precisaba darle la vuelta al logo del correo. El texto escrito en el pergamino reza así: “Este es el mensaje oculto para este número”.

A veces había que juntar la primera letra de cada bocadillo para conseguir descifrar el esquivo “mensaje secreto”…  ¡Supongo que no se os escapará la ironía de que hubiera que estrujarse tanto las meninges tratándose de un comic protagonizado por el bárbaro más descerebrado de la historieta mundial!

Recordaréis que en anteriores artículos recabamos las opiniones de Mike Zeck y Rick Leonardi a propósito de la génesis del uniforme negro de Spiderman. Pues bien, para terminar de enredar la madeja, resulta que la versión que aporta Ron Frenz al respecto no coincide en absoluto con lo que manifestaban sus camaradas arácnidos. Según el por aquel entonces dibujante titular de Amazing Spider-Man, la idea inicial era que los disparadores y la araña del pecho sí fueran coloreados de rojo. Sin embargo, pronto se constató que dicho diseño podía plantear problemas de impresión en determinados casos. Por descontado que hoy en día no sucedería así, pero en aquellos tiempos la tecnología de color era un tanto rudimentaria y el papel de pulpa amarillento que utilizaban los comic books tampoco ayudaba a la nitidez de las imágenes, sino más bien todo lo contrario. Atendiendo a dicho criterio, en última instancia se concluyó que podían obtenerse mejores resultados con el contraste entre el negro y el blanco. Repito que esta es la versión de Frenz: ¡Zeck asegura que jamás de los jamases se contempló otra opción que no fuera el blanco para esas partes concretas de la indumentaria! Juega a favor de la tesis de Frenz que la revista The Comics Journal también se refiriera al color rojo cuando reportó la noticia en un primer momento.

En la imagen que os mostramos, Ron Frenz recrea uno de los diseños que Rick Leonardi realizó para el uniforme negro de Spiderman. ¡Como no podía ser de otro modo, la imagen respeta el color rojo original!

Mucho se ha hablado del revulsivo comercial que supuso la publicación de Marvel Super Heroes Secret Wars. Se estima que el último número contó con una tirada de 750.000 ejemplares, aunque otras fuentes elevan la cifra hasta el millón de copias. Jim Shooter alardeaba de que Stan Lee estaba tan ansioso por conocer cuál iba a ser el desenlace de la macrosaga que no dudó en telefonearle para preguntárselo. Esta efervescencia se trasladaría igualmente a las ventas de las figuras articuladas, duplicando las previsiones más optimistas de Mattel. Shooter niega con rotundidad que la serie se gestara como plataforma de promoción para la línea de juguetes. Indica que empezó a darle vueltas al proyecto ya en 1981. Amoldar su idea a las necesidades Mattel fue algo que se le ocurrió a posteriori, después de reunirse con los representantes de la empresa.

BigJim se sentía particularmente satisfecho del último episodio de Secret Wars, considerándolo su trabajo favorito en Marvel. Tan pronto como el comic quedó listo para enviarlo a imprenta, Shooter tuvo el detalle de remitir sendas botellas de Dom Perignon al dibujante Mike Zeck y al entintador John Beatty, en agradecimiento por los servicios prestados. Cada paquete adjuntaba una nota donde podía leerse el texto “¡La guerra ha terminado!”. ¡El bueno de Mike me confesó que se bebió la suya de golpe cuando la recibió en su domicilio particular!

Esta foto de John Beatty, Mike Zeck y Jim Shooter se tomó en la ciudad de Tulsa, coincidiendo con el “Secret Wars tour” que reuniría a los tres creadores en otoño de 2015.

Lo creáis o no, uno de los autores que salió en defensa de la labor de Shooter fue… ¡John Byrne! Llegó a afirmar que Secret Wars era la clase de comic que le habría entusiasmado leer de niño. Y respetaba que el director editorial marveliano se hubiera atrevido a proponer su propia interpretación de personajes como La Patrulla-X o Los 4 Fantásticos, en lugar de limitarse a clonar el estilo de Claremont o el suyo propio.

Resulta casi imposible encontrar otro título que polarizara tanto las opiniones de los aficionados en 1984.  Dan fe de ello los galardones presentados por la cadena de librerías Mile High Comics a partir de las votaciones de sus clientes. Para que no tengáis “empacho” de premios, vamos a señalar únicamente que la edición correspondiente a 1984 de los Mile High Awards distinguió a Secret Wars como la mejor serie limitada del año… ¡y también como la peor!

Vendría a ser como si una película ganara a la vez el Oscar y el Razzie. ¡Habrá que reconocer que estas cosas sólo sucedían con la Marvel de Jim Shooter!

Miguel G. Saavedra

 

 

 

 

 

 

Últimas entradas de Miguel G. Saavedra (ver todo)

63 Comments

on “Universo Comic-Books! – 100 Comic Books
63 Comments on “Universo Comic-Books! – 100 Comic Books
  1. Los magazines Curtis/Marvel de Doc Savage ya están reeditados en castellano, Luis. Los publicó ECC (previa reedición de DC, claro) en dos tomos en rústica…y un tercero con los comic-books a color (que ya no estaban tan bien…de hecho de los comic-books prefiero la miniserie de DC en la que O’Neil y los jóvenes Kubert intentaban actualizar al personaje… pero los magazines sí estaban un rato bien, sin ser de mis magazines Curtis favoritos). Sí nos queda pendiente lo de Doc con Spidey.

  2. Los magazines en blanco y negro lucían más, desde luego. La versión de Ross Andru no era tan potente como la de John Buscema y Tony De Zúñiga.
    Un aspecto peculiar de las ediciones originales USA era que en el recuadro del copyright figuraba el nombre de Marvel o el de la marca Magazine Management, como si el personaje fuera suyo. Claro que eso mismo también pasaba con Conan y otras licencias. Supongo que en aquellos tiempos estas cosas se controlaban menos que en la actualidad. Curtis era el nombre de la distribuidora.

  3. Gracias por las aclaraciones tanto tuyas MIGUEL como las de SUSO,me ha aclarado lo de M T IN ONE y MARVEL TEAM -UP sino lo del tema de aquellos comics que vi y compre alguno de “HOMBRE DE BRONCE” pero me quede muy lejos de tener toda la cole completa.

    Así si PANINI y JULIAN CLEMENTE quieren , en un futuro a medio/ largo plazo podríamos tenerlos en lo quioscos

    Un abrazo tanto para ti MIGUEL como para SUSO.

  4. Muchas gracias a ambos ( MIGUEL y SUSO) y ya estoy esperando ver este material en los quioscos, si PANINI quiere y JULIAN CLEMENTE lo autoriza.

    Nos vemos en tu próximo papiro o crónicas MIGUEL, chao

  5. Muchas gracias por las explicaciones, ahora ya se que aparte de los cruces con SPIDERMAN y LA COSA, lo mas posible es que editen también la cole original; lo digo porque visitando MADRID hace un montón de años vi y compre alguno n blanco y negro y me ilusiona mucho pillar la cole completa

    Un abrazo MIGUEL nos leemos en tus próximas crónicas, y otro para SUSO por su sabiduria comiquera.

  6. Muchas gracias tanto para MIGUEL como para SUSO; espero con verdaderas ganas ver ublicado este material en los quioscos , siempre que PANINI se decida y lo autorice JULIAN CLEMENTE.

    UN ABRAZO , para los dos, y Miguel nos leemos en tus próximas crónicas

  7. Pues sí, al final han quedado un buen montón de agradecimientos. Gracias a ti por el seguimiento, Luis.
    En caso de que finalmente Panini se animara a recuperar los materiales marvelianos de Doc Savage, el aliciente sería que los contenidos de la revista los publicaran respetando el formato magazine original.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.