Reseñas: Warlock: Marvel Gold: “La Amenaza de Thanos” (1975-1976)

Stan Lee y Jack Kirby crearon a Adam Warlock en la colección de los Cuatro Fantásticos. Roy Thomas y Gil Kane, entre otros, dieron continuidad al personaje en la primera serie propia del superhéroe dorado, la conocida Saga de la Contratierra. Pero es a Jim Starlin a quien debemos atribuir la versión definitiva de Warlock, la que nos encontramos en el presente tomo.

Las nuevas aventuras del superhéroe cósmico tuvieron inicio un año y medio después de la cancelación de su primera serie. Porque creo que debemos considerar la serie incluida en este tomo como la segunda de Warlock, por mucho que acabe siguiendo la misma numeración que dejó atrás la Saga de la Contratierra.

El embrollo en la continuidad del título de Warlock es notable. De entrada, decidieron recuperar las aventuras solistas del héroe dorado, rescatando una cabecera que hacía siete años que había publicado su último número: Strange Tales. Tras cuatro números en Strange Tales, Warlock vuelve a independizarse, pero lo hace siguiendo la numeración allá donde se quedó su primera serie.

En cuanto a Jim Starlin, el creador vuelve a tomar las riendas de un superhéroe cósmico unos pocos meses después de abandonar Capitán Marvel, confirmándose así como el hombre del apartado cósmico de la editorial.

Con el autor encargándose de todo, guion, lápiz y hasta entintado, la serie empieza fuerte con una de las sagas cósmicas más relevantes de los 70.

La saga del Magus.

Pronto, vamos apreciando algunos paralelismos con la otra gran obra de Jim Starlin en los setenta, la saga de Thanos en Capitán Marvel. Paralelismos en base a temas por los que el autor siente fijación, y a los que recurre en ambos ciclos argumentales.

Por ejemplo, Starlin transforma a sus héroes en seres celestiales de proporciones universales. Si Mar-Vell tomó consciencia cósmica y se convirtió en protector del Universo, Warlock pasa a ser una especie de Dios en su yo futuro. Y ya en el siguiente arco, el dorado personaje llega a salvar al Universo de su extinción.

Otro ejemplo lo tendríamos en la obsesión del autor en representar la vida y la muerte. Warlock es la encarnación de la vida, lo mismo que ocurría con Mar-Vell en su etapa conducida por Jim Starlin. Mientras que su creación más emblemática, Thanos, personifica la muerte en ambas sagas.

Mientras Thanos simboliza el mal sin rodeos, la encarnación del bien por parte de los héroes tiene muchos más matices. Mar-Vell pasa de ser soldado a protector, mientras que, a su vez, Warlock reniega de la condición de líder que se le quiere imponer.

Warlock declara que cada hombre debe liderarse a sí mismo, un lema que nos lleva a una de las ideas que se transmiten con más rotundidad en la saga del Magus: mostrar una imagen de la religión como algo malévolo. De esta forma, el futuro yo maligno de Warlock crea la Iglesia Universal de la Verdad, una institución inquisidora hasta el extremo de aniquilar a planetas enteros por herejía. Creo que una frase expresada por el propio Warlock no deja lugar a dudas: “Como la mayoría de las religiones, se creó para mantener a raya a sus practicantes mediante amenazas de condena”.

El nexo de Warlock con la religión católica no es nuevo. Ya en la anterior serie, los autores representaron al personaje como una especie de Jesucristo de la Contratierra. Starlin parece aquí renegar de ese primer origen y decide darle la vuelta al trasfondo religioso, convirtiendo al mesías dorado en un combatiente de la simbólica Iglesia Universal de la Verdad.

Al poco de empezar su andanza en esta serie, Starlin rediseña el uniforme de Warlock. Un traje que pasa a incorporar una capa, otorgándole así un aspecto más ilustre y heroico.

Pero el cambio más importante lo tenemos en la joya verde que Warlock luce en la frente. La piedrecita pasa de objeto decorativo a Gema Alma. La primera pista que nos prepara Starlin para lo que vendrá, aunque todavía faltan unos cuantos añitos. De hecho, ya bien avanzado el tomo, se habla ya de la existencia de un total de seis gemas.

La saga cuenta con un despliegue imaginativo de los que marcan época. Una space opera en la que el protagonista debe enfrentarse a una aberrante versión de sí mismo. Y, al mismo tiempo, evitar convertirse en ese yo futuro llamado el Magus, acabando con su propia existencia, si es necesario.

Entre las nuevas creaciones, nombres tan importantes para el futuro cósmico de la editorial como los de Gamora o Pip el Troll. Entre las creaciones starlianas ya conocidas, un nombre que sobresale por encima del resto, Thanos. Un Thanos que transitoriamente se pone del lado de los buenos para asegurar su triunfo en el futuro.

La Iglesia Universal de la Verdad también nos deja personajes tan interesantes como la Matriarca, un alto cargo que ambiciona quitarle el puesto al Magus; los inquisidores, bautizados como Caballeros Negros; o Kray-Tor, el gran juez inquisidor al mando de una pantomima de tribunales al servicio de la causa. Sin olvidarnos de Mundopatria, el planeta sede del Magus y todos sus fieles.

Volviendo al juego de conceptos antagónicos que tanto gustan a Starlin, uno de los personajes más interesantes creados para esta saga es el Intermediador. Se trata de un ente que intercepta a Warlock en su Karma, una de las varias realidades por las que acaba transitando el superhéroe. El Intermediador camina por la línea existente entre cualquiera de las nociones antagónicas: la vida y la muerte, el bien y el mal, el orden y el caos… y lo único que hace es intermediar, nunca combatir.

Otro de los viajes oníricos lleva a Warlock a una especie de realidad virtual en la que debe ser adoctrinado en la causa por payasos. Un mundo con el que Starlin rinde homenaje a Steve Ditko y a sus diseños de dimensiones paralelas creadas en Doctor Extraño.

Como ocurre con cualquier ciclo argumental que consista en los viajes a través de diferentes realidades temporales, resulta inevitable no encontrarse con fisuras o sinsentidos. Buena prueba la tenemos en la intromisión de elementos ajenos al pasado vivido por el Magus, mezclados con elementos que sí forman parte de sus recuerdos. Pero todo ello no le resta a la saga ni un ápice de su capacidad para deslumbrar.

En cuanto a cuestiones técnicas, la espléndida puesta en escena de Jim Starlin, en especial sus espectaculares composiciones de página, suplen con creces su limitado talento en la confección de siluetas. Eso y unos textos de sutil carácter shakesperiano completan una obra que sin duda hay que tener, dentro del extenso catálogo clásico de Marvel.

Hacia el final de la saga entra el dibujante Steve Leialoha para acabar los bocetos de Starlin en varios números. Quizás el apartado anatómico se vea beneficiado y las composiciones de página sean menos espectaculares, pero no son cambios significativos.

El capítulo final.

Tras una aventura cósmica tan colosal, Starlin baja a la Tierra para ofrecernos una serie de relatos más modestos.

En primer lugar, nos encontramos con un divertido número protagonizada por Pip en tono de comedia, en el que Warlock apenas interviene.

A continuación, el turno es para un arco en el que la Gema Alma empieza a tomar gran protagonismo. La joya es un ente con vida propia que se alimenta de almas como un vampiro. Un arma de ilimitado poder que el propio Adam Warlock teme no poder controlar.

El nuevo antagonista, bautizado como el Ladrón de Estrellas, aparentemente no es más que un hombre postrado en la cama de un hospital. Pero un hombre que carece de cualquiera de los cinco sentidos, lo que confiere a su cerebro la capacidad de uso del 100% del órgano vital. Una capacidad que Starlin decide expandir hasta extremos tales como la extinción de todas las estrellas del Universo.

Pero el punto flaco de una mente poderosa siempre será la fragilidad de su contenedor físico. Este es el mensaje que, a mi entender, queda tras la conclusión de lo que es un buen arco.

La colección llega a su fin de forma abrupta, en un último número que deja varios hilos colgados. Lástima, porque parecía el inicio de algo grande, con participación de casi toda la nómina de creaciones de Starlin. Thanos, Gamora, Pip, Drax… y la Gema Alma a pleno rendimiento, abriendo debate filosófico entre el objeto y su portador.

Pasan varios meses para que volvamos a ver a Warlock en papel, concretamente como héroe invitado en un número de Marvel Team-Up. Un número a cargo de Bill Mantlo y John Byrne, sin rastro de Jim Starlin. La ausencia del autor no impide que se vuelva a hablar de las misteriosas seis gemas.

No sería hasta unos meses más tarde que Starlin lograría reanudar y concluir su odisea cósmica, con Thanos y Warlock como ejes centrales.

El espacio que se le concedió al autor fueron dos de los anuales de 1977, concretamente los correspondientes a las series Los Vengadores y Marvel Two-in-One.

Estamos ante un Jim Starlin más convencional. Lejos de los viajes oníricos y los debates filosóficos, el género cósmico más bélico se adueña de este final de trayecto. Batallas estelares espectaculares para hacer frente a un Thanos dispuesto a minar el firmamento como ofrenda a su amada, la Muerte.

Parece evidente que no era exactamente la idea que Starlin tenía en mente, puesto que se ve obligado a incluir, primero a los Vengadores y luego a la Cosa y Spiderman, en la ecuación. A los dos últimos, protagonistas del anual de Marvel Two-in-One, el papel de salvadores del Universo les viene un poco grande y, quizás por eso, este desenlace suponga un pequeño paso atrás respecto a lo vivido hasta ahora.

Por el lado positivo, tenemos a Warlock y al Capitán Marvel actuando juntos por primera vez. Sin olvidarnos de otra creación de Starlin, Dragón Lunar, que por aquellos tiempos formaba parte de los Vengadores.

En una de las ideas más brillantes, el circulo de Warlock se cierra al encontrarnos con la escena de la antesala de su destino. Escena que ya fue incluida al final de la saga del Magus, entonces como suceso de futuro.

Y, quitando ese final un poco azucarado, los dos anuales completan una satisfactoria aventura espacial repleta de épica, y un buen colofón para la saga cósmica de Warlock y Thanos.

Conclusión.

La Saga del Magus hacen de éste un tomo tan imprescindible como el que recoge la etapa del propio Jim Starlin en Capitán Marvel.

El resto, siendo bueno, no es tan brillante, pero no impide que estemos ante una de las obras de la Marvel cósmica que más influirían en el futuro de la editorial.

Enlace a la ficha:

41 Comments

on “Reseñas: Warlock: Marvel Gold: “La Amenaza de Thanos” (1975-1976)
41 Comments on “Reseñas: Warlock: Marvel Gold: “La Amenaza de Thanos” (1975-1976)
  1. “Muchas veces los mártires crean mundos que los héroes ni tan siquiera son capaces de concebir; y en mi tierra se cumplirá la voluntad de los mártires.” (Castelao).

  2. “Vida y muerte sueños son,/ y todo en el mundo sueña…/ Sueño es la vida del hombre,/ sueño es la muerte de la piedra.
    En esos ojos cerrados/ quedó grabada una idea:/ “Mas que ver lo que ve el hombre/ vale estar ciego en la piedra.”.
    En esos rígidos labios/ quedó una palabra yerta:/ “Más que hablar lo que habla el hombre/ vale estar mudo en la piedra.”.
    Y de este pecho en el fondo/ hay una esperanza muerta:/ “Más que la vida del hombre/ vale la muerte de la piedra.”.
    Si vida y muerte son sueño…/ Sí todo el mundo sueña…/ Yo doy mi vida de hombre/ por soñar muerto en la piedra!” (“Sueños” – Ángel Ganivet).

  3. Un cómic poderoso y personalísimo. Starlin renunció a encargarse de Los 4 Fantásticos (el mismo Stan Lee quería que la hiciese) para poder ocuparse de Warlock (vale que principalmente porque en una serie señera y exitosa como 4F no habría podido gozar de la libertad creativa que el joven veterano exigía).

  4. En manos de Starlin, Adam Warlock pasa de ser el superpoderoso Mesías de la nueva Tierra (la Contratierra del Alto Evolucionador, el Dios creador vivo) a un guerrero filósofo errante renuente a la aventura (a lo Kung-Fu/The Warrior pero en cósmico) enfrentado a la intolerancia religiosa y otros absurdos. Un rebelde casi nihilista que se enfrenta al poder en defensa de los parias, los marginados, los débiles, los bizarros/querer, así como los que como él no renuncian a su individualidad y libre albedrío (y sí, incluso a los degenerados, como el disoluto y simpático borracho, putañero y fumador Pip el Troll).

    • La comparación con la filosofía Kung-fu la veo muy acertada.
      Lo de la defensa de los marginados encaja con su nulo interés en ser un líder para nadie. Pero sí, su defensa drl diferente, del libre, del débil, quizás también encajaría como un Robin Hood cósmico.

  5. Ese cúmulo de contradicciones que ya tan joven era Jim Starlin (pacifista veterano con rígida educación cristiana pero ya descreído de toda religión pero con sus convicciones personales rehechas en torno a las muy religiosas filosofías orientales, que junto con la mitología y simbología cristiana marcarán todo el resto de su obra, igual que su ya temprana obsesión por la muerte, resultado de su estancia en el ‘Nam) puso todo lo que tenía (y mucho personal) en la saga del errante dorado, ese nuevo Adam destinado a ser el Hombre Nuevo (destino que siempre negó con una huida hacia adelante … encontrándose con un ciclo cósmico de muerte y renacimiento).

  6. Si en la serie de Mar-Vell le había regalado a Marvel a dos secundarios de lujo como Dragón Lunar (Heather Douglas, futura pareja de Phyla-Vell, hija probeta de Mar-Vell) y Drax el Destructor, aparecidos ya con anterioridad, vale, pero apenas bosquejados entonces (como también Thanos, el villano cósmico Marvel por antonomasia, al que también se empieza a construir realmente en la saga de Mar-Vell), que enriquecerían en el futuro su nutrida escudería cósmica …en Adam Warlock su creatividad aportará a Gamorra (reconocida en el futuro como la mujer más peligrosa de la galaxia …y amante de grandes guerreros: Adam Warlock, el Nova Prime Rich Rider, Star-Lord…) y al muy hedonista Pip el Troll. Irónicamente, el archienemigo del ahora poco dado a cultos y simbología religiosa será …el propio Adam Warlock! O más bien su sombra, su reverso oscuro, la oscuridad que anida en su corazón: el Magus. Él mismo y a la vez su absoluto contrario. …Si a Mar-Vell le dio un lavado de cara y lo hizo molar, a Warlock lo recreó marcandolo a fuego con sus obsesiones. Y aportándole una némesis muy de su gusto (y muy necesaria, que el Hombre Bestia, al fin y al cabo, no era su archienemigo, lo era de su autoevolucionado padre adoptivo)…aunque eso no le impediría recuperar a su querido Thanos, que se convertiría ya en su mimado consentido. Pero aquí el Mal lo es Magus (el Mesías oscuro), que además también parece estar destinado siempre a volver (aunque en esta saga pareciese que Warlock había roto el hilo del destino paradoja mediante y había evitado tener que convertirse en su propia oscuridad encarnada mesiánica). No olvidemos, claro, también, como representación del mal a la popular (y muy beligerante) y totalitaria Iglesia Universal de la Verdad (con bella y maquiavélica papisa al frente …aún se superaría con el Papal de Dreadstar, que intentaba perfeccionar las fórmulas practicadas con Thanos y Mongul …pero esa es otra historia, y todavía falta para ella), inspirada en la Iglesia Católica (y la Santa Inquisición).

    • Dtax el Destructor está inspirado gráficamente en el Doctor Weird, personaje fanzinero que el propio Jim Starlin (entre otros/ había dibujado (en el Doctor Weird también curró un jovenzuelo George R.R. Martin, por cierto, que los Ases y Jokers de Wildcards y lo de los X-Men contra el hambre no son sus únicas conexiones con los súperhéroes …dato para quesito)

  7. También, en sus manos, la poderosa Gema del Alma que le había entregado a Adam el Alto Evolucionador pasa a ser parte de algo MUCHO más grande. Todo un regalo (las Gemas/Piedras del Infinito …y el Guantelete) al que todavía sacaría en el futuro muuuuucho provecho (y no digamos ya Marvel Comics …y Marvel Studios y sus amos y señores del calabozo: Disney).

  8. Del Marvel Team-Up #55 (allí sale Adam Warlock, una historia tan entretenida como inofensiva …e ignora le en el devenir de la saga) se ocupa Mantlo. Starlin (como Steranko, BWS, Wein, Wrightson y Conway) se había ido de Marvel, pero Archie Goodwin le convencería para volver. Y menos mal, pues perdernos ese tour de force con Los Vengadores con un nuevo final de saga sería ya impensable. Los Vengadores del Annual #7 parecen en el lápiz de Starlin (y con los dos Capitanes al frente) realmente Los Héroes Más Poderosos de la Tierra. La Bestia parece realmente una Bestia (aunque afable cuándo abre ese piquito de oro, por mis estrellas), la Visión racionalmente frío y Thor Poderoso (con ira divina). Y Warlock es más que nunca un alma solitaria (alguien ya sin nada que perder).

  9. Una bizarrada y una maravilla. Eso sí, muchos se quejaban de que su Adam Warlock era ya demasiado filosófico y metafísico, ja …yo NO. Esto y la novela gráfica de La muerte del Capitán Marvel (a causa de un muy terrenal pero letal cáncer de pulmón se nos iría su otro Salvador cósmico … aunque ya tenía a Vanth Dreadstar en la recámara) para mí son episodios imprescindibles de mi educación sentimental, mi acercamiento al trato con la muerte y mi maduración como lector abriéndome a un multiverso de cómics “distintos”. Y son, todavía, de lo mejorcito de la Marvel más cósmica.

  10. El serial arranca en Strange Tales (#178-180) y luego retoma la numeración (#9-15) de la desaparecida cabecera del Adam Warlock mesiánico (en una premeditada suerte de resurrección) …ahora empeñado en detener a toda costa a su mesiánico (y muy malvado) otro yo. Puede el existencialismo cósmico sobrevivir a un encuentro con el nihilismo cósmico? Warlock no lo hizo. Pero (SPOILER) resucitaría. Para volver a morir enfrentado a una oscuridad mayor (Thanos) …y volver (una y otra vez, porque ese remanso de paz que atisbamos en el epílogo del Anual de Los Vengadores es un espejismo que le está negado al sufrido Adam Warlock).

  11. “De Adam Warlock me quedo con “1000 payasos”, porque es una historia completamente chalada. Y de Thanos, Thanos Quest, porque en ella el Titán Loco es más depravado y malvado de lo que nunca fue antes ni después de ella.” (Jim Starlin).

  12. “Si alguien me hubiera dicho, cuando tenía 21 años, que unos cuarenta años después mis dos creaciones más famosas iban a ser un tipo malo color púrpura y un guante, nunca lo habría creído.” (Jim Starlin).

  13. “Pip el Troll, naturalmente, es un alivio cómico para el adusto Adam Warlock; si está inspirado en alguien, es en el verdadero Jack Kirby.” (Jim Starlin).

  14. Gran reseña rock!! 😃
    Pero nos has dejado con la miel en los labios porque me han entrado ganas de comprarlo y veo que lleva tiempo agotado en Panini😞.
    La verdad que podrían haberlo incluido en la colección Jim Starlin (que me hice) para poner en contexto a Magus en el tomo de La guerra del infinito. En fin.
    Creo haber visto que Warlock aparecerá en una futura película y a ver si eso lleva a reeditar este tomo y en una edición mejor. La verdad que se lo merece porque Jim Starlin me parece un crack como autor completo (guionista y dibujante) y siempre me ha dado por coleccionar todo lo de este autor (tanto Marvel como DC).
    Gracias por las aclaraciones Suso: saber a qué se deben esas ideas recurrentes de Starlin y que se repiten en muchas de sus obras (la obsesión por la muerte, el poder absoluto, criticas al orden establecido, a la religion, al sistema de gobierno, etc.
    Posdata: no estaría de más que Planeta se animara a publicar (de una santa vez) Dreadstar completo, una vez terminado ya el kickstarter y habiendo salido en 3 tomos completos en usa, más el guidebook y la nueva historia de Dreadstar.
    Nos quejamos de Panini y ecc pero Planeta también se las trae (que poca visión comercial 😠).
    Un saludo a todos 😉

      • Una pena lo de Dreadstar en España, sí. Me encanta esa serie, coño. Sí veremos pronto seguro en castellano a la amenaza cósmica de Starlin de entremedias: Mongul (en sus cómics de Superman del cambio de los setenta a los ochenta), pues va a sacar ECC en su línea Icon un tomo con los cómics de la familia Superman relacionados con el trovador de las tragedias cósmicas (en DC hizo también en plan cósmico esa miniserie multireeditada que es Odisea Cósmica y la mucho menos conocida saga La muerte de los Nuevos Dioses …por la que le guarda odio eterno a Grant Morrison, que le jodió los planes y el guion).

        • Oficialmente, el cocreador del masivo (entonces mucho más que un bruto enorme sumamente poderoso, pues como Thanos y el futuro Señor Papal también era un peligroso estratega y un maquinador) Mongul era Len Wein, pero ya de inmediato lo escribiría también Paul Levitz …y en realidad el estratega tras el personaje era Starlin, claro.

        • Si, vi también ese anuncio de ecc de dc icons de superman. Pero en otro foro alguien comentaba que faltaba algun número más de Jim Starlin, Ed que no estaría completo todo lo de Starlin. Y además meten el annual de Alan Moore del hombre que lo tenía todo (material repetido aparecido en el coleccionable de Salvat que ya tengo). Me lo pensaré con este tomo, aunque siendo de Jim Starlin difícil dejarlo pasar. Y más sabiendo el “aprecio” que tiene ecc a los clásicos 😠.
          Por otro lado, vi en una entrevista en youtube que ecc barajaba como futuros crowfunding Warlord y Green Arrow de Mike Grell. Ojala, aunque yo me esperaría a la edición “normal” de librerías.
          Me niego a participar en redondo con un crowfunding organizado por una editorial que tiene medios de sobra para publicar este material sin tener que recurrir a patrocinadores para que les salga “gratis total” más el beneficio neto de la posterior edición de librerías. Vamos es que es para flipar. Que me digas que recurre a un crowfunding una editorial modesta es entendible y con esa finalidad se crearon los crowfunding. Ahora que esto lo haga ecc me parece de un morro que te lo pisas.Asi también edito yo (y mi vecino): cero riesgos y todo beneficios. Aunque allá cada uno, por supuesto.

          • Vaya, no lo sabía. Gracias rock !!.
            En su momento lo deje pasar porque no soy muy dado a tomos con historias sacadas de distintas colecciones sobre un personaje. Pero viendo que incluye este material merece la pena. 😉

          • Yo en tu lugar lo pillaría pues ECC es muy poco dada a publicar material preCrisis …de aquí a que vuelva caer esto (y en breve probablemente sería en un coleccionable de Salvat menos completo, no en un tomo más completo) bien nos puede llegar la jubilación sin demasiado esfuerzo.😈 …Eso sí, lo de publicar lo de Alan Moore (todos han copiado a Mongul o de esa fuerza de la naturaleza con patas y sus plantitas ensoñadoras de Moore o de lo del Mundo de Guerra de su reaparición postCrisis durante el autoexilio de la Tierra de un Kal El con sangre en las manos, olvidando sus orígenes con Starlin …hasta con su descendencia se ha jugado a copiar eso, porque sí, como con Thanos, guionistas más tontos le han inventado hijos, pese a que no veo a ninguno de los dos personajes reproduciéndose ….y Starlin todavía menos) es un poco tontería, pues al que le interesa ya lo tiene (se ha incluido en varias antologías y coleccionables). Vale que es lo más conocido del personaje, pero precisamente por ello está sobrerrepresentado (puestos a añadir algo al tomo cualquier otra aparición del personaje, pese a ser un peor cómic, habría tenido más interés para el personal). Starlin planeaba convertir a Mongul en el Thanos de DC (con así mayor libertad, no usar a Darkseid, como luego sí haría en Odisea Cósmica) y al Starman alienígena de Ditko (el otro Starman alienígena, entonces el que más se había usado, pues el de piel azul apenas había hecho acto de presencia en la colección de presentaciones de nuevos conceptos lanzados a la cara del lector DC 1st Issue Special), prácticamente desaprovechado, convertirlo en el Capitán Marvel de DC (en el sentido de ser su nuevo guardián cósmico, y para ello él y Levitz nos ponen al día sobre el personaje, resumen su historia y lo reinventan un poco en el DC Comics Presents # 36, en el que asistimos a como Mongul da una funda a Supes “Por Krypton, aún sigue en pie! Empleo toda mi fuerza y no lo puedo vencer. No me había pasado nunca. Lo intentaré otra vez!” …Tras decir esto Superman experimenta nuevas sensaciones😈 … Finalmente el carahuevo se larga porque le da la real gana, pues los héroes han frustrado su plan de obtener lo que buscaba …y quedarse a retorcerles el cuello habría sido improductivo…el Mongul postMoore, en manos de autores con menos visión sobre el personaje y pocas más referencias que el cómic de Moore se habría quedado a intentar matarlos en vez de ser inteligente y saltar al próximo plan). Ese era el plan, pero Starlin no se quedaría en DC, atraído por Shooter y la libertad que se le ofrecía en la línea Epic (hasta que se largó por problemas con un cheque) y en La muerte del Capitán Marvel (un álbum a lo BD con el llamativo nombre de Novela Gráfica Marvel), lo de Mongul se quedó en algo que apuntaba posibilidades …y lo de Starman en un mero rediseño (y nuevo olvidó del personaje, que en menos de un lustro sería una de las víctimas de Crisis en Tierras Infinitas …y una de las más gratuitas … muuuuucho después se le recuperaría para una de las miniseries satélite de Crisis Infinita, pero prácticamente de corista … aunque luego Starlin le usaría un poquito más, retomando el hilo de esa Guerra Rann-Thanagar iniciada durante la Crisis Infinita …a Darkseid y compañía volvería a tocarlos durante la Crisis Final en esa cuenta atrás que fue la saga La muerte de los Nuevos Dioses, estropeada por los planes y exigencias de Morrison, que al final no volvería a usar los personajes).

  15. “En cuanto a Gamora, yo quería introducir un personaje femenino en la serie de Adam Warlock, pero que estuviera del lado del bien. Pero Thanos (que en este caso estaba del lado de los buenos) no podría tener a una mujer normal trabajando para él. Así nació Gamora, “la mujer más peligrosa del universo”.” (Jim Starlin).

  16. “En cuanto a los aspectos religiosos de mis historias, tuve una educación católica y hasta el octavo grado iba a una escuela parroquial dirigida por unas monjas bastante locas. Tengo que reconocer que me enseñaron a salir de ciertas situaciones, pero también me presentaron una visión de la realidad tremendamente distorsionada, homófoba y xenófoba. Así que, una vez más, escribir mis historias me servía para tratar con sentimientos conflictivos.” (Jim Starlin).

  17. Como decía esa Muerte encarnada (y masculinizada …pero muy probablemente como apuntaban Terry Pratchett y Alan Moore tan solo uno de los muchos avatares vivientes con personalidad de la Muerte …como los de la deliciosa teleserie Tan muertos como yo) de El Séptimo Sello (Det Sjunde Inseglet): “…yo no concedo prórrogas.” Y es que como diría luego su novio (no, no es un BL, ja) en la gran pantalla: “Soy inevitable” (Thanos igual no, yo tampoco, la Muerte sí).

  18. Gracias, amigos! 🤗😃

    Ben, el contenido de este tomo lo tienes publicado en el Omnigold de la Saga de Thanos. Tomo que también incluye la etapa en Capitán Marvel.

  19. Aunque me gusta, por supuesto Starlin, esto de sagas o personajes cósmicos, no es lo mío. Yo soy más de héroes urbanos . Aventuras de estar más con los pies en el suelo ( o en los tejados de la Gran Manzana ) Y fantasía heroica con un toque veraz . Pero bueno, la reseña es interesante y siempre aportas cosas, Roc.
    Este tomo de Warlock, aunque no deja de tener el regusto a clásico, en realidad nunca he ido en su busca y captura.

    Por otro lado, a ver si es verdad que ECC se decide a sacar lo de Warlord, pero para crowfunding me parece un material bastante extenso, como ya se ha apuntado alguna vez por aquí .

    • No creo que el plan sea sacar toda la serie, seguramente tan solo lo de Grell (y la serie original, no su regreso tardío al personaje). También dependerá de que DC lo tenga ya todo digitalizado.

  20. Suso enseñándonos y compartiendo sus conocimientos y opiniones con su recinocida generosidad. ¡Grande!

    ¿Sabes que podría agregar? Pese a toda esa carga filosófica, emocional y muy personalista en el caso de Starlin, lo que me parece muy romántico de estos cómics es que aun así siguen con cierto rigor el formato de superheroico al uso de la Marvel setentera. Sin estructuras y esquemas nada de pretenciosos ni sobrecargados en pro de la arrogancia disfrazada de “innovación y originalidad, rompiendo esquemas”. No digo que no se deba hacer lo anterior, pero siempre con intenciones transparentes. Pero si quieres hacer una gran epopeya con muchos subtextos y temas densos, si te resulta en el formato tradicional porque así lo estimaste para la ocasión, excelente. Está bien, intervenciones editoriales para meter a cada personaje popular son muy ciertas, no es tan “puro” o “1000% Starlin”, pero la esencia respecto de lo anterior, sí.

    • Como antes otros más viejos y con más cómics y libros encima compartieron con uno, cosa buena es compartir con los que menos lecturas llevan encima. …Y lo mejor es que es divertido! Y mejor todavía que aún estoy aprendiendo.

  21. Y sí, tienes razón, estimado MFD, estos seguían siendo pese a toda su cosmicidad, filosofadas y avance temático respecto a los cómics de superhéroes estándar todavía ante todo unos cómics de entretenimiento. Quizás no ya para todos, ya para un público más cribado, pero sí intelectualmente asequibles para cualquiera un poco inquieto. No perseguían el elitismo ni la exclusión …y lograban esa pretensión de ser entretenidos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.