Spider-Man: Un Nuevo Universo

Los cómics de superhéroes y las películas de animación han tenido una esquiva relación en el cine. Sí, es cierto, Batman, la estupenda Batman: La Máscara del Fantasma se estrenó en cines, pero fue más una maniobra de marketing que otra cosa. Big Hero Six fue un gran paso adelante en ese aspecto, pero más allá de tradiciones como un cameo de Stan Lee, la película renegaba totalmente de sus raíces comiqueras para reivindicarse como un producto independiente. Por ello Spider-Man: Un Nuevo Universo resulta una inesperada y placentera apuesta por parte de Sony que rompe las barreras entre el cómic y la animación en más de un sentido.

La primera sorpresa la encontramos en la elección del personaje protagonista: la cinta supone el debut de Miles Morales, el adolescente neoyorquino de raíces hispanas creado por Brian Michael Bendis en 2011 para sustituir al Spider-Man del Universo Ultimate. Como todo joven de su edad Miles tiene que hacer frente a las exigencias de sus padres y de su elitista nuevo instituto, pero esos desafíos palidecen cuando la picadura una araña le otorga poderes idénticos a los de Spider-Man, más algunos de cosecha propia. Abrumado por la responsabilidad de su nuevo manto,  una cúmulo de circunstancias llevará a Miles a hacer equipo con hombres y mujeres araña de diferentes dimensiones, entre los que se cuenta un veterano Peter Parker al que está pasando por un momento de crisis personal, para impedir un colapso multiversal y la destrucción de su vecindario.

Así pues, la película propone un cóctel entre la historia de origen de Miles en el Universo Ultimate, la miniserie Spider-Men en la que Miles se encontraba por primera vez con el Peter Parker del Universo Marvel tradicional, y el evento Spider-Verse de Dan Slott, del que surgieron en las viñetas los personajes de Spider-Gwen y Peni Parker, pero aporta los suficientes elementos de cosecha propia como para que la historia resulte interesante para los que han leído los cómics. De forma asombrosa consigue funcionar a distintos niveles, tanto como película de orígenes tradicional, como una original aventura con conceptos nunca antes vistos en el cine de superhéroes que se explican y desarrollan de la forma más ligera y entendible posible.

A pesar de contar con múltiples versiones del trepamuros (Miles, el Peter Parker rojiazul, Spider-Gwen, Spider-Man Noir, Peni Parker y Spider-Ham), Un Nuevo Universo nunca pierde de vista que su protagonista es Miles. Sí, Peter Parker es una parte muy importante de la trama, pero su personaje evoluciona y se desarrolla a partir de su relación con Morales. El resto de spider-gente funcionan como apoyo para Miles o alivio cómico. La trama está edificada a través del conflicto personal del muchacho, y cada elemento de su ambiente, desde el barrio en el que se mueve hasta su familia o sus aficiones, ayuda a hacerlo destacar dentro del cosmos arácnido de una forma que puede que ni siquiera consiguiera su creador dentro de las viñetas.

Pero si los méritos de la película a nivel de guion son muchos, es a través de su animación con la que consigue sus mayores logros a nivel narrativo. Su estilo plástico resulta perfecto para reflejar las acrobacias y peleas de los distintos Spider-Mans, sus colores vivos hacen que hasta las escenas más cotidianas resulten interesantes de ver y además incorpora muchos de los recursos gráficos del cómic de manera orgánica, sin que distraigan la atención de lo que está ocurriendo en pantalla sino más bien potenciando cada momento. Desde cuadros de pensamiento para los monólogos internos, al mítico sentido arácnido o la onomatopeya de “Twipp!” para los lanzaredes, Un Nuevo Universo es lo más cercano a un cómic en la gran pantalla que se ha visto nunca. Los diferentes estilos de animación para determinados personajes (el cartoon de Spider-Ham y el anime para Peni Parker) solo son la punta del iceberg de un festival de creatividad visual.

Spider-Man: Un Nuevo Universo es un impresionante ejercicio tanto narrativo como estético que, a través de la historia de Miles Morales, representa un homenaje a todo lo que representa el mito de Spider-Man para lectores y espectadores de cualquier generación. Divertida pero con sus puntos dramáticos, con un ritmo frenético pero sin llegar a apabullar, visualmente impresionante, constituye todo un hito ya no solo de las películas de superhéroes sino de la animación en general que encantará tanto a los fans de toda la vida como a recién llegados.

 

xavisase

Fan de los superhéroes en general y de Spider-Man en particular. Whovian declarado. Participó en el podcast Spider-Man:Bajo la Máscara

Últimas entradas de xavisase (ver todo)

2 Comentarios

en “Spider-Man: Un Nuevo Universo
2 Comentarios en “Spider-Man: Un Nuevo Universo
  1. Muy buena reseña, solo consigue que aumenten aún más mis ganas de ver esta película; todo el mundo la pone por las nubes, espero que eso no me la arruine. Una pregunta, ¿se ha estrenado ya o la has visto en algún pase de prensa? Gracias.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.